El derecho al delirio

moet-chandon-brut-imperial-rose

Que no seamos olvido, que nuestras huellas abonen la indolencia instaurada, que no dejemos de soñar en utopías…

Que la omisión no sea nuestra coraza, que sostengamos en playas de fina arena, a los que ya no tienen pies para seguir caminando.

Que el olor de un árbol mayor nos concilie con la Madre Naturaleza que nos da la vida.

Que  el sol caliente los cuerpos enfriados por la insolidaridad.

Que el saludo de paso al abrazo sincero y empático.

Que nuestros ojos se sanen para poder ver el talento de los demás.

Que en la ecuación de la vida la X sea despejada a favor del género Humano.

Que el invierno de nuestros corazones convierta el frio de las calles en pesebres de amor.

Que ser rico no tenga que ver con el dinero, ni el poder sino con el desapego en favor de los demás.

Que dos y dos sean cinco.

cestas

Que volvamos a creer en el “plus”.

Que los colores vistan  los países de hospitalidad.

Que el mendrugo de pan sea más famoso que el Moet.

Que todos los ricos entren en el Reino de los Cielos…

 Que las armas no tengan manos y dejen de ser…

Que los drones no tengan alas y queden ciegos…

Que la Vida dignifique al trabajo y no al revés…

Anuncios

Comenta la entrada

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s